Una mujer en Texas tomo la peculiar foto de un plomero que arreglaba una fuga a la entrada de su casa y al tratar de solucionar el percance se sumergió en aguar turbias de la cabeza hasta la cintura.

Andrea Adams, una habitante de Hood County en Texas solicitó un servicio de plomería debido a que en la entrada de su casa había una fuga de agua. Al lugar se presentó Jimmy Cox, de 23 años, quien se volvió un fenómeno de las redes sociales y los medios locales luego de que Adams le tomara una foto realizando su peculiar tarea.

En la imagen se puede ver al joven sumergido de la cintura hacia arriba en el fango intentando conectar dos trozos de tubería para detener la salida de líquido.

La mujer declaró a un medio estadounidense que le pidió permiso al plomero para tomar capturar el momento, con lo que comprobaría la veracidad de su relato cuando lo expusiera ante su esposo, mientras que Cox manifestó que no hizo nada a lo que cualquier persona que se dedicara al mismo oficio se hubiera enfrentado.

Comparta con sus amigos









Submit